Congelando Verduras

0
No votes yet
Your rating: None

 

Comience la preparación de la mayoría de las verduras con el lavado. Lave muy bién con agua fría. Saque del agua luego que las partículas del suelo se depositan en el fondo del recipiente.

Seleccione las verduras por tamaño para calentarlas y empaquetarlas, a menos que las corte en pedazos uniformes.

Pele, recorte y corte en pedazos, como sea necesario para cada verdura.

Un paso importante en el preparado de las verduras para el congelado es el calentado o “blanqueo.” Prácticamente cada verdura, excepto los pimientos verdes, mantienen una mejor calidad en el congelador si se las calientan antes de empaquetar.

La razón del calentamiento de las verduras antes del congelado es que el mismo retarda o para la acción de las encimas. Hasta que las verduras están listas para ser cosechadas, las encimas las ayudan a crecer y a madurar. Luego de ser cosechadas, pierden el sabor y el color. Si las verduras no son calentadas lo suficiente, las encimas continúan siendo activas durante el congelado. Luego las verduras pueden desarrollar otros sabores, decolorarse o endurecerse, por lo tanto no serán ricas en unas pocas semanas.

El calentamiento también ablanda las verduras y hace que sean mas fáciles de empaquetar. El tiempo de calentamiento depende de la verdura y del tamaño de los pedazos.

Authors: 
Jason M. Behrends
Publisher: 
Mississippi State University Extension